Este año tenía que ser despues de mi experiencia fallida de última hora el año pasado (con la bolsa en las manos y todo). No pudo ser desde el primer dia por motivos laborales pero el sábado a primera hora ya estaba acreditado y preparado para la experiencia; portatil enchufado, teléfono conectado y a por una mañana intensa de charlas (2 de ellas en inglés). La gente despues de la fiesta del viernes no estaba por la labor tan temprano pero pronto las pantallas colgantes, mi netbook y el telefono comenzaron a tomar una vida frenética con las notificaciones via Twitter, casi no podía seguirlas y a cada minuto conforme entraba mas gente en la inmensa sala principal era más abultada; además resulta que había sesiones paralelas en otras dos salas las cuales podía seguir en streaming y via Twitter… de locos. Tan de locos como que yo había ido con la intención de desvirtualizar a la mayor cantidad de gente al mismo tiempo que seguía las charlas y ponencias: inutil.
A las 12 y media hice mi primera desvirtualización…de pena, la primera impresión: “¿Este tio es gilipollas o algo así?” Despues de una frase acertada de @pixelillo ya si me di cuenta de que el vasco no era así, es que @blogdebori estaba recien levantado, jajaja. De la mañana saco una frase de la primera charla y que se repitió bastante luego “el fracaso no tiene por qué ser negativo, es solo una prueba de que nos hemos equivocado y hay que pensar en otra opción”; de la segunda parte (en inglés) me quedo con la ponencia de geolocalización de Robert Barr, es

un tio que sabe llegar al público y enlazar las cosas sin que parezca pesado. La anécdota la puso con su puntualidad inglesa, tenía 25 minutos de charla y los aprovechó tanto que solo le sobró uno al decir adios, genial.
De la tarde me quedo con Pilar Jericó, una mujer que sabe llevarse al auditorio de calle en sus charlas, amena su dialectica. Luego pudimos asistir a una charla de Antonio Fumero que aparte de que la mayoria de los tweets que aparecían en pantalla eran de apuestas de cuantos unfollows iba a ganarse, yo saqué la conclusión de que, como dijo al principio “cuando me lo propusieron no supe de que hablar” pues eso, creó la polémica que solo le llevó a rellenar el hueco marcado de tiempo y capeó el temporal.
El domingo estuve en la de Ayuso y su Glass (que habrá que probar) y escuché la disertación de Piscitelli con una idea clara en mente: la organización tenía que haberlo cambiado de orden con Fumero. Mi opinión general ha sido muy buena pero también afirmo como muchos de los presentes que la organización tendría que programar más temario de blogs ya que se ha vuelto este año mucho SEO, CEO y comercio en la red. Mi vuelta a casa fue con la satisfacción de haber estado en un evento del que he aprendido muchas cosas y conocido a gente muy interesante.

PD: Esta ha sido mi opinión del evento; la otra versión “la de mi EBE personal” la encontrareis en mi otro blog ¿o es que os creiais que la iba a poner aqui? Nooooo, jajaja aqui teneis el enlace al periquillo aunque aparezca la actualización en la columna de blogs.